Archivo de la etiqueta: cristianismo

Aportes Sobre El Termino Judio Mesianico

El presente trabajo busca fundamentalmente aclarar algunos puntos en relación al contexto de lo que significa realmente ser Judío-Mesiánico.. Para muchos de nosotros que nacimos en la religión Cristiana pero más concretamente bajo las doctrinas del catolicismo, pudiera parecernos algo eminentemente difícil de comprender y aun más imposible de llevar a cabo, debido a la misma esencia o raíz del judaísmo la cual para muchos ortodoxos exige entre otras cosas ciertas reglas como la circunscripción, el nacimiento y otros detalles que se encuentran muy explicados en la relación que tiene Elohim con las ovejas perdidas de Israel y la casa de Judá.

Para cualquier mortal de algún país o Continente un Judío-Mesiánico, es una persona más que mantiene unas costumbres religiosas o se acerca a un determinado culto religioso y aun respetando sus creencias pudiera estar perdiendo el tiempo ya que para el Dios existe pero por ejemplo en el caso de la religión católica hay un representante legal de Dios en la tierra que se llama Papa al cual se le han dado poderes y derechos supremos para determinar la verdadera fe y el verdadero camino de nuestra salvación.

El asunto pudiera tornarse muy polémico y complejo debido precisamente a las normas, reglas y costumbres de cada región étnica o grupo religioso y creyente, pero en sentido general los que nos iniciamos en este camino respetando cualquier doctrina estamos convencido que el mesianismo tiene como obligación predicar el evangelio que es amar por sobre todas las cosas a nuestro Elohim, cumplir con la palabra que es el libro sagrado Torah entregado a Moisés para todos por igual y cumplir las Leyes de la palabra porque la Torah es palabra y es Ley.

Si nos remitimos a la mera tradición de fe eso no basta porque cualquier mortal puede interpretar la gracia divina como un fenómeno o manifestación de las grandes cualidades que toda cultura atribuye a su Dios incluyendo la ira y el perdón. Pero en nuestro caso y dicho por Pablo las grandes cualidades de Elohim son su gracia y su fidelidad que se aplica a judíos y no judíos y que su revelación divina no es solo para una minoría pues la Torah que es árbol de vida vino entregada para salvar la humanidad entera.

     Pablo nos hace ver que existen dos momentos cruciales en los planes de Elohim para todos nosotros, primero el plan de la eternidad y su realización en el tiempo, pero estos planes tienen como premisa y obligación el cumplimiento de las Leyes de Elohim, Para Elohim no basta la circunscripción solamente para estar sellados, hay que cumplir con sus mandatos y costumbres incluyendo la fe, la esperanza y el amor proclamado en evangelio para que todos por igual reciban los dones del espíritu. Es decir Elohim nos llama a todos por igual para que seamos una sola casa y un solo cuerpo sin distinción de credo o raza y ello como dijo Pablo costó varias intervenciones y revelaciones divinas de Yeshua para convencer primeramente a sus discípulos.

Entonces ser Judío-Mesiánico no es tan fácil como pudiera creerse o tan sencillo como afiliarse a una congregación, va más allá no es un título que se otorga, se compra o se regala, es un reconocimiento que se gana a lo largo de la vida y todo un proceso de cumplir normas, reglas y fe en reverencias y amor a Elohim.

No es otro sistema religioso donde se busca renovar la fe en Dios, ni es un lugar de encuentro dominical donde nos damos golpes de pecho y confesamos nuestros pecados para al instante estar libres de ellos y sentirnos salvos.

Es profundizar y apegarnos a la palabra pero diariamente cumpliendo sus preceptos y entendiendo que hemos sido llamados por el señor para reverenciar su nombre vengamos de cualquier lugar o concepción, ya que estamos marcados por YHWH y que no lo sepamos es otra cosa y por consiguiente nos toca seguir y conocer esta verdad que es obligación de todos los días.

El cristianismo no es un invento del hombre es esencia pura de la verdad venida de nuestro Yeshua.  Algunos especialistas en Teología afirman que el cristianismo se concreta definitivamente en la tierra en el año 325 D:C. en el concilio de Nicea. Antes se llamaban cristianos pero traducido del hebreo y el griego significa Mesiánico, porque fueron hombres seguidores de Cristo el Mesías es decir Yeshua Pero ser mesiánico y más concretamente Judío-Mesiánico traducido no es otra cosa que adorador de Yeshua y por consiguiente los mesiánicos de cualquier parte del mundo para llegar a ser judíos no necesariamente deben haber nacido en Israel (en los tratados sobre las dos casas de Israel hay mucho que develar en torno al verdadero contexto judío-mesiánico) ya que judío-mesiánico es aquel que guarda fervientemente la TORAH y todos sus mandamientos de Ley incluyendo todas sus costumbres y todas sus ofrendas. (Hebreos 10-25)

Es importante destacar que el mero hecho de no ser israelita no significa que no seas judío, es decir reiteramos judío es aquel que se inclina ante Elohim y lo ama y cumple sus Leyes así de sencillo. sin más vueltas y más argumentos. Amar, adorar, reverenciar, a nuestro Elohim , hacer su voluntad, leer la TORAH y cumplir con sus Leyes.

Se pudiera confundir el origen y comparación entre cristianos y mesiánicos entre evangélicos y judíos pero no, la base como señalamos e insistimos está en Las Leyes de Moisés y precisamente fue a Moisés que les fue entregada, recibida y sujetada la revelación divina de Elohim es decir los Mandamientos y la Torah en el monte Sinaí y a ello hay que sujetarse para la gloria y benevolencia de ser judío-mesiánico.

Por ello no basta con haber nacido en Israel y ser Judío de sangre para ser mesiánico lo único que cuenta es esta historia es ajustarse a la Palabra a la Torah, sujetarse y cumplir sus preceptos, esto nos revelará el verdadero camino de Yeshua “Se nace y se hace judío quien guarda Torah”. Es decir que ante los ojos de Yeshua el hombre es considerado judío por sus méritos ante su fe y ante las Leyes de Elohim.

Sin embargo hay temas y tradiciones que pudieran contradecir esta teoría como la circuncisión o ritos que se practican en Israel sobre todo al varón judío como un hecho simbólico de pacto entre Elohim y Abraham (Génesis 17-1-14) Según el Talmud es un precepto a cumplir por el padre como lo hizo Abraham con su hijo Isaac, debido a que este rito de la circuncisión encerraba una verdad más profunda, es decir la naturaleza es generosa pero igual puede convertirse en instrumento de enajenación. (Romanos 8-20).

Nosotros los nacidos no en Oriente Medio sino en América o Europa por ejemplo, tenemos diversas tradiciones y costumbres, desde niños nuestros padres nos inculcaron una cultura católica muy arraigada desde siglos y venida de la cultura greco-romana que pudiéramos decir asimismo cultura pagana, o sea civilización sin leyes que es el concepto encontrado en el Siglo IV para designar a los hombres que adoraban falsos dioses y rechazaban la creencia de un Dios Único que se reveló en la Torah. Esta cultura nos bautizó, nos hacía confeso y seguidores del mismo hombre y dentro de sus leyes aunque igualmente las violamos sin conocer el verdadero camino como seres de YHWH. Matrimonios, misas y adoración de santos y costumbres paganas por años han sido nuestro modo de vida y no por culpa nuestra o de nuestros padres, sino que fue una adoctrinamiento por años que incluso en muchos continentes llegó por la fuerza de la mano de los Españoles y se hizo cuerpo y se hizo carne y se hizo sangre. Pero Yeshua siempre ha estado allí cuidando nuestros pasos, llamándonos a su lado con la única doctrina que es su árbol de vida: La Torah.

La Torah dice que todos tropezamos muchas veces en esta vida y pecamos. Santiago también señala que todos tenemos fallas (3-2) y que solo seremos salvos por fe y por corazón, precisando que la fe va seguida de obras y cumplimientos. Santiago nos dice que debe haber fe autentica pero seguida de justicia y preocupación al prójimo porque lo exige la Ley.

Igualmente se puede decir que el ser humano toma diferentes atajos y caminos en busca del Señor, no solo por sus creencias y temperamento, experiencias y culturas, su formación y la nación donde nace y se desarrolla. Pero Yeshua único e infinito que quiere unión para todos por igual nos da a través de la Torah el camino verdadero para llegar a el sin distinción de credo o raza. Romanos (3) nos dice que ser judío tiene sus ventajas, pero la palabra nos dice que judío o no de nacimiento siempre estaremos bajo el azote del pecado, porque el pecado es la contradicción de la fe verdadera y es traición a la propia fe. Se es infiel a Yeshua muchas veces pero Yeshua es fiel y siempre lo será y perdona a pesar que el hombre siempre defraude (Romanos 3) “En primer lugar fue a los judíos a quienes confió Elohim su palabra pero algunos de ellos no le respondieron pero ¿hará su infidelidad que Elohim no siga siendo fiel, ni pensarlo, Elohim es fidelidad a pesar que el hombre defraude”. y al ser perdonados por Elohim vemos que es justo y noble incluso al castigarnos es noble, al castigar al mundo es noble porque obliga a la reflexión y hace que nuestros pecados y mentiras hagan florecer la verdad de Yeshua, y esa es su gloria (Romanos 3-7) “Pero tal vez replicarán si mi mentira hace resaltar la verdad de Elohim aumentando así su Gloria”.

Elohim nos dice que todos estamos faltos de su gloria y nos llama a compartirla y que todo lo misterioso que hay en él igualmente es grande y glorioso y a pesar de ser inalcanzable nos tiende su mano para alcanzarlo y hacernos rectos y nobles en fe y en esperanza.

Todo hombre por igual judío o americano está bajo la amenaza del pecado pero debe adoptar una actitud de fe y nobleza ante el señor Los cristianos y judíos mesiánicos cuando hablan de salvación es porque están conociendo la ley de Yeshua pero no basta conocerla hay que cumplirla. En el caso de la religión Católica que fue a la que muchos nos inculcaron el creyente piensa en sus derechos como cristiano porque está afiliado ante Dios aunque no conozca ni cumpla con las Leyes y con la Palabra que es la Torah, es decir aunque no la lea ni entienda, exige su parte de justicia y salvación. Entonces el llamado de las ovejas perdidas del Señor es perfecto porque estamos desviados del camino y nos lanzamos por otro sendero que no es el verdadero sendero de Yeshua. que no es otro que amar a Elohim, leer la Torah y apartarse de todo lo que Elohim le disgusta.

Responder a un fe sin base ( La Torah) y solo pensar en salvación sin derechos adquiridos por el mero hecho de pertenecer a una religión o bautizado cristiano tengo el derecho de ser recompensado por Dios. Pablo nos dice al respecto que debemos caminar hacia un conocimiento más cercano con Yeshua y si lo logramos no nos queda más que dar gracias al altísimo porque es un honor estar a la mano de Elohim.

Volvamos al tema, muchos cristianos consideran al judaísmo mesiánico que está y debe estar integrado por judíos de nacimiento. Pero realmente no es así, El Señor nos dice que es judío mesiánico todo aquel que acepte de fe y con convicción a Yeshua y sus Leyes sagradas por eso el judaísmo mesiánico se concentra fundamentalmente en la Palabra (Torah)

Y este tema es crucial sobre todo en los tiempos actuales donde la dos casas de Israel y Judá son las casas que se desaparecieron o se esfumaron violando los mandatos de Elohim. Pero Elohim nos da la oportunidad de regresar a su morada a pesar de nuestra infidelidad y nos da la oportunidad de arrepentimiento (Jeremías 3-3 al 17) “Entonces llamarán a Jerusalén el trono de YHWH y a su alrededor se juntarán todas las naciones, sin seguir más la dureza de sus malos corazones, por ese tiempo los hijos de Judá y los hijos de Israel harán el camino juntos desde las tierras del norte a la tierra que di en herencia a sus padres”. Este versículo de Jeremías es clave para entender parte del mesianismo judío-cristiano y entender que Elohim quiere es unión y paz entre todos los hombres por igual porque ser mesiánico y ser judío es fe y es convicción lo importante es mantenerse firme con Yeshua en la Torah y sus leyes no basta nacer en algún lugar o ser circuncidado lo importante es no apartarse de la palabra.

Romanos 2-25 dice que la circuncisión te sirve si cumples con la Ley sino la cumples no estas circuncidado así lo hayas hecho y por el contrario si cumples con la Ley y mandatos de YHWH serás considerado un circuncidado. Es decir lo que nos hace judíos no es lo exterior o externo del cuerpo es lo interno, es nuestra convicción justa, interna y pura con Yeshua, con nuestra obra de fe pero de corazón.

Es duro decirlo pero muchos cristianos creen merecer la salvación sin tenerla y muchos judíos creen merecerla por tan solo haber nacido en Israel pero están errados, sino cumplen con las leyes no podrán ser salvos. Pablo nos dice que tenemos que esforzarnos y renunciar a la idea de un derecho sagrado que no hemos ganado en la fe de corazón. Esta claro que no basta la creencia sino viene de corazón. Mesiánico es que alaba respeta y reverencia al eterno con la mano extendida y el que adora y ama al eterno es aquel que le obedece.

Hemos dicho que el que alaba al Eterno es aquel que le obedece y aquel que se acerca a Elohim debe cumplir con sus Leyes al igual que igualmente hemos explicado el significado de Judío-Mesiánico a fin de tratar aclarar este concepto como una toma de conciencia cristiana y una creencia justa y sabia por parte de nosotros los mortales. Poder entender tampoco es fácil pues incluso en la actualidad hay mucha confusión en torno al mismo seguimiento de la palabra. La conciencia es un elemento incluso de índole filosófico. Tomamos conciencia cuando realmente estamos ante la verdad, por lo general el ser humano no tiene conciencia de muchas cosas que practica y por lo general realiza la mayoría de sus asuntos incluyendo las faenas diarias sin toma de conciencia, Entonces tener conciencia de que Elohim es nuestra mejor alternativa ante la vida y comprender que Yeshua se revela ante nosotros como Mesías es tomar conciencia del rol que tenemos como mesiánicos, porque un mesiánico es el que cree en el Mesías , lo busca y le cumple y es y debe más que ser consciente cumplidor de Leyes y cumplidor de Torah.

Hay muchas creencias religiosas que niegan o afirman tantas otras cosas sobre el cristianismo y sobre las Leyes y Normas que existen en la Torah. La idea no es abandonarse o perderse en criterios de salvación o abandonar el cristianismo, la idea es reforzarlo todos los días con fe pero de corazón y apegados a la palabra. Leer Torah, es triunfo porque se está cerca de Elohim y aunque muchos incrédulos tengan dudas al respecto, el que lee Torah, recibe bendiciones y satisfacciones en esta vida por parte del Eterno.

Entender perfectamente todo esto tampoco es sencillo Es una especie de conversión entre nosotros y la Torah y esa conversión es y tiene que ser indisoluble, perfecta para que de resultados satisfactorios. Lo que tratamos de decir aquí, es que los caminos en busca del Eterno son diversos y variados. Existen muchas congregaciones, muchas iglesias y muchas creencias y creyentes, respetamos a cada quien en su lugar y en su espacio geográfico sea en Israel o en Occidente, eso debe quedar claro. De lo que se trata es que dicha conversión deba ir bajo el mejor concepto de disciplina y fe que se pueda tener para con YHWH, Y esta conversión que ya existió entre Yeshua y el pueblo de Israel, entre Yeshua y los Apóstoles y Entre Elohim y la Torah es la que en nuestros días debemos no solo conservar sino reforzar y cumplir diariamente. como judíos-mesiánicos que somos.

     Recibir palabra es recibir a YHWH tal como el desea que lo recibamos y esta es una alianza, una unión judeo-mesiánica. Es un modo de vida en fe y costumbres pero apegados a Yeshua como su Mesías aun no siendo Judíos de nacimiento. El judaísmo mesiánico considera que tanto el antiguo testamento como el nuevo testamento, es inspiración y palabra sagrada dada por YHWH a toda la humanidad desde siempre y por siempre.

El judío-mesiánico es fiel devoto y cordero fiel de Elohím y de la Torah, donde se respeta y amplia la Ley Judía , incluyendo sus fiestas y el Shabat.

Es rendirse ante las Leyes de Elohim y a su amor incondicional , causa tan grande satisfacción, aunque no la salvación definitiva, porque no estamos salvos sino por la palabra y la fe pero de corazón. y esta salvación solo la puede determinar Yeshua.

Podríamos decir que vamos por buen camino cuando creemos en Yeshua, podemos decir que estamos siendo bendecidos por su mano poderosa y podemos decir que somos creyentes fieles de su infinito poder, pero lo que no podemos decir ni estar seguros es de si estamos salvos, nos toca día a día cumplir con sus leyes, cumplir con la palabra y con sus mandatos para aun en circunstancias especiales decir que estamos salvos pero la decisión seguirá siendo de Elohim. El camino entonces es este que hemos reiterado en varias ocasiones, el correcto porque Elohim es lo correcto, lo bendito y lo propio y por eso entonamos su divino reconocimiento. El Salmo 9 dice: Te doy gracias Señor de todo corazón proclamando todas tus maravillas, me alegro y grito lleno de alegría, quiero cantar himnos a tu nombre oh. Altísimo.

Elohim está sentado para siempre en el trono que ha colocado para juzgar. El juzgará al mundo con justicia y gobernará a las naciones con rectitud. El será refugio del oprimido, el lo protege de los momentos de angustia, confiarán en ti los que conocen tu nombre, porque no abandonas a los que en ti confían. Cantemos himnos a YHWH que reina. Anunciemos a los pueblos lo que ha hecho. Elohim se acuerda de los humildes y afligidos y no olvida sus gritos y lamentos. Piedad Señor: mira como me afligen los enemigos, Sácame de las puertas y del umbral de la muerte, para que pueda proclamar tus alabanzas y decir que soy feliz porque tu me has salvado. Este Salmo, es realmente un himno de gracia de Elohim y un canto de fé por favores recibidos y actos de total abnegación ante el Eterno.

     Es una invitación a todos los pueblos a estar en el camino correcto por ser defensor absoluto de quienes colocan en el su fe y su confianza. Elohim es justo en todos los caminos y bondadoso en todas sus acciones y por consiguiente no debemos olvidar el mandato que YHWE le dio a Moisés para que abriera los ojos y se fijase bien en lo que debía hacer pues estuvo Moisés también equivocado y al despertar su conciencia fue gracia divina de YHWH que perdura y orienta por los caminos correctos y es entender que Moisés, fue presa del pecado por su ignorancia y YHWH lo redimió, convirtiéndose en el mejor de sus ciervos. “si ustedes por su parte actúan equivocadamente, Yo les esparciré y cuando se hayan vuelto hacia mi y guardado mis Leyes y las pongan en acción y aunque su gente este dispersa y fuera de la verdad yo les juntaré en el lugar adecuado para hacer valer mi nombre y los haré redimirse con mi poder.

Lic. Orlando Ruiz © 2017

Anuncios